29
Mar

TRATADO DE CIELOS ABIERTOS

Escrito el 29 Marzo 2007 por Antonio López de Avila en Transporte Aéreo

El tratado de ‘cielos abiertos’ alcanzado este mes entre Estados Unidos y Europa marca un paso histórico en la liberalización del sector de la aviación civil. Permitirá a las aerolíneas de la UE volar desde cualquier aeropuerto de los 27 países miembro a cualquier terminal aérea de Estados Unidos y viceversa.

Por otro lado, se abre la posibilidad de nuevas fusiones o adquisiciones que lleven a una mayor consolidación del sector aéreo en el mundo. Sin embargo, la tradicional reticencia de EEUU a que compañías extranjeras controlen sectores estratégicos de su economía ha supuesto que el acuerdo no tuviera una mayor trascendencia en el plano corporativo. El acuerdo mantiene el límite del 25% de derechos de voto que las empresas europeas pueden adquirir en aerolíneas norteamericanas (aunque puedan comprar más del 50% del capital total). Esto, unido al compromiso de ‘inmunidad antitrust’ para los acuerdos entre aerolíneas, deja en situación de desventaja a los operadores europeos frente a los americanos. Es un hecho que tendrá que salvarse en la segunda ronda prevista para 2008.


La paridad debe ser la regla de oro de este tipo de acuerdos, por ello estoy convencido de que el Congreso de los EEUU, a la vista de los grandes beneficios que aportará a ambas partes, aprobará una mayor liberalización en 2010. Por otra parte, y en previsión, se incluyo – en el último momento – una cláusula por la cual si en 2010 EEUU no ha suprimido las normas que impiden a las compañías europeas controlar totalmente aerolíneas norteamericanas, cualquier país de la UE podrá suspender automáticamente partes del acuerdo con sólo notificarlo a la Comisión. Si no hay paridad, no hay acuerdo.

A pesar de todo ello, el acuerdo beneficia a todos, especialmente a los usuarios, que verán incrementada la oferta en rutas y frecuencias. Además, y como hemos visto desde hace años con los aeropuertos secundarios donde se establecieron las compañías de “low cost”, esta mayor accesibilidad tendrá como resultado a medio plazo un importante desarrollo económico en el entorno de aquellos aeropuertos que logren captar la atención de las compañías del otro continente. Muchos estados de EEUU y Europa, que han permanecido de alguna manera “aislados” del otro continente, se abrirán definitivamente y surgirán nuevas relaciones económicas, sociales y culturales entre ambos.

Comentarios

Aún no hay comentarios.

Dejar un Comentario

*

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle contenido relacionado con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí. Aceptar